Ananas

Las especies de Ananas son aparentemente acaules, con hojas rígidas que crecen formando grandes rosetas basales en forma de corona. Son largas, lanceoladas, con el margen serrado o espinoso. Las flores nacen de un tallo brotado del corazón de la roseta; cada una posee su propio sépalo, y forman una inflorescencia compacta en forma de espiga sobre un tallo axial corto y robusto. Los sépalos se vuelven carnosos y jugosos y se desarrollan hasta formar el fruto compuesto, un sincarpo que incorpora los frutos verdaderos, bayas de reducido tamaño, coronado por una roseta de brácteas.